Archivo del sitio

Maratón en BTT para todos.

Para muchos ciclistas/cicloturistas, especialmente de carretera, sus objetivos más importantes se encuentran muy alejados, la Quebrantahuesos, el Soplao, la Perico,… Todas las grandes marchas se ven muy lejos y apenas llevan unos cuantas semanas trabajando muy suave, sin embargo, para los ciclistas de ruedas gordas, la temporada ya lleva alguna semana o está muy próxima a comenzar.

Las pruebas de Rally (XC) pueden llegar a ser muy técnicas, explosivas, duras o estresantes para el cicloturista medio o para los que están planteándose empezar a competir en bicicleta de montaña. Un poco más tarde en el calendario, aunque cada vez más temprano, las Maratones (XCM) son una buena opción en la que iniciarse en la competición para aquellos que no disfrutan pasando una y otra vez por un exigente y complicado circuito pero sí están interesados en probar sus habilidades.

Una prueba de BIKE MARATHON es una prueba de XC sobre un recorrido más largo, menos técnico y menos explosivo. Con al menos 60 kilómetros, un amplio pelotón de ciclistas salen en busca de sus objetivos, ya sea disputar la carrera, entrar en los 10-20 primeros, ganarle a tu vecino, compañero de equipo, grupeta, a ese otro ciclista con el que has coincidido durante todo el recorrido, o simplemente acabarla como reto personal ya que en gran parte de ellas, además de la competición, en paralelo discurre una marcha cicloturista.

Sea cuál sea tu objetivo en una MARATÓN, hay que tener en cuenta varios aspectos:

Conocer tu nivel y el recorrido. Saber hasta dónde puedes llegar, lo que necesitas para lograr tus metas y prepararte a conciencia para él. No se entrenará igual para una maratón de 60km sobre terreno llano que para otra de 90km con más de 2 mil metros de desnivel. Si no estás preparado para una maratón muy exigente, prepárate un buen plan de entrenamiento o busca a un entrenador de ciclismo que te ayude a valorar tus posibilidades, analice tus fortalezas, debilidades, limitantes tanto de las pruebas objetivo que tengas como tus propios limitantes y lucha por tus objetivos.

En segundo lugar, se constante con tus entrenamientos y que estos se ajusten a tus posibilidades y maximiza tu tiempo de entrenamiento. Si tienes mucho tiempo para poder entrenar, podrás realizar alternativamente entrenamientos más largos y suaves en los que el volumen sea el que te pueda dar unos beneficios junto con otros intensos que te aporten otros. Aunque si tienes poco tiempo, no deberías hacer únicamente entrenamientos suaves porque no lograrás mejoras.

Cuida tu alimentación: a mayor distancia, mayor importancia tendrá la alimentación tanto en los días previos como en la previa de la prueba y durante la misma. Una buena alimentación e hidratación te permitirá ir más rápido y durante más tiempo, además de poder finalizar con éxito esta prueba o quedarte a medio camino, ya estés entrenado o no adecuadamente. Con una alimentación inadecuada podrás pasar de ir realizando la carrera o marcha de tu vida a quedarte tirado sobre unas piedras del camino con unos calambres terribles. Aún así, con una buena alimentación, no evitarás los calambres si no has tenido una preparación adecuada y/o has ido por encima de tus posibilidades durante la marcha o competición. Comer cada 30-45 minutos y bebiendo cada 15-20 minutos ya tendrás asegurado que al menos tus objetivos no se pierdan por algo que podrías evitar fácilmente.

Realizar un calentamiento adecuado y moderar las emociones en la salida. Muchos ciclistas se disponen a la salida sin haber realizado calentamiento alguno y/o cuando se da la salida pretenden salir como cohetes al igual que ciclistas mucho más preparados. Sin un buen calentamiento y/o a una velocidad inadecuada de salida, estarás provocando un altísimo pico de lactato en sangre, además de consumir gran cantidad de energía que hará que pronto tengas que parar y comprometer tus posibilidades de llegar a meta, o hacerlo en el tiempo que pretendías. Calienta, sal teniendo en cuentas tus posibilidades, aprovecha el trabajo de otros, métete en grupos, protégete del viento y encuentra tu ritmo.

Conoce las subidas, al menos su distancia. Estudia los perfiles, comienza de menos a más, no comiences muy atrancado, te cargará tus piernas y hará que cualquier cambio de desnivel inesperado pueda hacer que tengas que poner pie o soltarte de un grupo en el que vayas.

Cuidado en las bajadas. Aunque no suelan ser tan complicadas como las pruebas de XC, en XCM también te encontrarás con zonas técnicas. No intentes recuperar a lo loco en una bajada lo que has perdido en una subida. Baja con seguridad, sin miedo, pero siempre manteniendo el control. Deja correr la bicicleta, no abuses de los frenos, pero no dejes que se la bici la que te domine a ti.

ESPERO QUE CON ESTOS CONSEJOS PUEDAS MEJORAR O LOGRAR ACABAR TU PRIMERA BIKE MARATHON Y PUEDAS DISFRUTAR DE OTRA FORMA DE CICLISMO DE MONTAÑA.

A CONSEGUIR TUS METAS.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.